martes, 4 de septiembre de 2007

El Infortunio Astrologico

El Infortunio Astrológico

Diversos autores


Saturno – el infortunio mayor.

La mitología griega cuenta que Cronos (Saturno) primero castró a su padre Urano y luego devoró a sus propios hijos para evitar que pudiesen sustituirle en el gobierno del mundo. Se le representaba como un viejo, con una hoz en la mano, y a veces llevando un reloj de arena, simbolizando el paso del tiempo, «el Padre Tiempo que todo lo engulle».

En la astrología esotérica Saturno es el principio del tentador en sí, el "diabolus", contrincante de Dios, y es por ello que fue denominado el "Gran Infortunio" por los astrólogos antiguos. No cabe duda de que es uno de los más importantes determinantes del carácter y el destino en toda figura natal.

Saturno en el Medio Cielo causa siempre grandes infortunios, y suscita obstáculos perpetuos a todas las acciones. En la casa en donde se encuentre es donde tendremos las mayores trabas o escollos.

Se atribuyen al astro:

En analogías generales: La caída al precipicio; la materia con su rigidez, inercia, peso y gravedad, densidad y oscuridad; en sentido abstracto, la restricción, la estrechez, la pobreza, la miseria, el entorpecimiento, el desengaño, todo lo negativo que paraliza y desmorona la vida: el tiempo, la muerte, el frío, la calcificación, la tristeza y la suciedad. La cristalización. El guardián del umbral; el planeta del "Karma"; toda clase de pruebas impuestas al hombre. Lo históricamente antiguo; la tradición; la tentación; lo malo. Gente de avanzada edad, ascetas, solitarios, particularistas; los antepasados, sobre todo el padre. Lugares de ruinas, cavernas, minas, abismos y cárceles.

Necesita: Autocontrol, disciplina, cautela, moderación, pragmatismo, conservarse, protegerse, sentir que pisa terreno firme.

Virtudes: Seriedad, paciencia, prudencia, reserva, capacidad de organización, resolución, puntualidad, perseverancia, sobriedad, austeridad, método, sentido del deber, introspección, consciencia de las propias debilidades y limitaciones.

Defectos: Pesimismo, melancolía, depresión, fatalismo, censura, frigidez, testarudez, estrechez de miras, represión, frialdad, malicia, desconfianza, sospecha, desalmado, taimado, materialista. Es el infortunio mayor.

Patologías: Las enfermedades y los estados mórbidos crónicos, reumatismo, gota, atrofia, anquilosis, artritis, parálisis, tabes, hernia, deformidades, endurecimientos, constricciones, obstrucciones, arenillas, caries dental y ósea, gangrena, tuberculosis, tisis, asma, resfriados y catarros, cáncer, lepra, congestión cerebral y pulmonar, hipotensión, sordera, sinusitis y enfermedades de la piel.
Cuerpo Humano: Los huesos, el esqueleto, las articulaciones, los cartílagos, los ligamentos, la piel, las orejas, el bazo.

En órganos: El oído derecho; bazo, vejiga, huesos, dientes y las enfermedades de estas partes, sobre todo las dolencias catarrales crónicas y los males de oído crónicos. La constitución es más bien débil en la juventud, fortaleciéndose, sin embargo, más tarde y abriendo perspectivas para una longevidad notable. Existe una marcada sensibilidad al frío.

Corresponde: Al signo de CAPRICORNIO y ACUARIO, así como a la Casa X.

En la Casa II: avaricia.
En la Casa XII: al final de la vida soledad.
En la Casa VI: enfermedades crónicas.
Aspecto inarmónico con NEPTUNO: tendencia al suicidio.

Atributos: Femenino, Negativo, Frío y seco.


Marte – el infortunio menor.

En la mitología romana Marte es el dios de la guerra, famoso por su valor y su ánimo, que mueve a acometer resueltamente grandes empresas y a afrontar los peligros.

Marte significa la posibilidad de afirmarse el individuo mediante la expresión de tendencias pasionales y violentas. Simboliza la lucha. En posición positiva se sublima la agresividad, en posición negativa refleja la violencia bruta.

La acción, el deseo, el deseo sexual, la iniciativa, la recuperación, la agresividad, el rencor, la velocidad, la precipitación, las pasiones, la brutalidad, la capacidad de defensa activa, el ataque, el enfrentamiento, el esfuerzo físico, el impulso, la conquista, las armas, las municiones, los asesinatos, los mataderos, lo que corta, la cirugía (por lo que tiene de cortar), lo hiriente, lo irritante, lo áspero, lo que quema, la fiebre, lo ardiente, lo corrosivo, lo que pincha, lo que perfora, lo que penetra, las aristas, los picos, los ángulos agudos, lo saliente, lo prominente. Es el ejecutor.

Se le atribuye al astro:

En analogías generales: La fuerza arrolladora representada por el fuego, tanto en su carácter purificador, separador y creador del yo, como violentamente destructor. Marte es responsable de toda muerte debida a la fuerza bruta (desde la guerra hasta el asesinato). El ciego instinto; lo animal; la entrega a merced de los sentidos y el derroche sensual; la sangre hirviente; el hombre inferior (desenfreno, concupiscencia, pasión, violación, adulterio). Los escenarios de violencia y los lugares de fabricación de armas (arsenales, fábricas de la industria bélica, herrerías, fundiciones de metal, etc.).

Necesita: Actividad, iniciativa, empresa, independencia, ambición, autoaserción, lucha.

Virtudes: Activo, pionero, capacidad de emprender cosas, decidido, aventurero, con coraje, ambicioso, autoasertivo, independiente.

Defectos: Agresor, grosero, impaciente, brusco, intolerante, feroz, invasor, pendenciero, dominante, precipitado, primitivo, lujurioso. Es el infortunio menor.

Patologías: Fiebres, inflamaciones, abscesos y ántrax, ictericia, envenenamiento de la sangre, hemorragias, heridas del sistema cerebroespinal, de los músculos, de los órganos genitales externos, enfermedades contagiosas como la peste y la erisipela; los accidentes y las operaciones.

Cuerpo humano: El aparato muscular, el sistema urogenital y los genitales externos, las glándulas suprarrenales, la adrenalina, la nariz, la cabeza (en general), los glóbulos rojos (y los glóbulos blancos), la bilis, el recto.

En órganos: Cabeza, cerebro, ojos, músculos, las integrantes rojas de la sangre, la bilis, los genitales masculinos y el oído izquierdo; las enfermedades de estas partes, especialmente las provocadas por excesos, y los procesos inflamatorios agudos; todas las dolencias que se presentan con repentina violencia, tales como síncopes, pérdida de la vista, heridas, quemaduras, lesiones causadas por objetos cortantes (incluidas las operaciones) o por mordeduras venenosas, y las consecuencias de las heridas (pérdidas de sangre).

Corresponde: Al signo de ARIES y ESCORPIO, así como a las Casas I y VIII.

Aspecto inarmónico con URANO: riesgo de accidente con automóvil, si esta en signo de Tierra. En Aire riesgo de accidente de aviación.
Riesgo de intervención quirúrgica urgente.
Aspecto inarmónico con NEPTUNO: peligro por agua y por catástrofes colectivas.
En la Casa XII o NEPTUNO: Da el crimen, el asesino. Si es regente de la Casa I o de la VII más todavía.
En la casa VII: fricciones constantes en el matrimonio.

Atributos: Masculino-activo, Positivo, Caliente y seco.


Punto del Infortunio:

Uno de los Partes Arábigos, el más conocido y usado después de la Rueda de la Fortuna. Es un punto en la carta natal que favorece la mala suerte o enfermedad, suele ser o marcar un punto muy sensible de la carta generalmente, que por aspectos que pueda recibir este Parte puede desencadenar acontecimientos muchas veces más importantes de lo esperado. En contraposición a la Rueda de la Fortuna, constituye un aviso de cautela, puesto que según el signo y casa en los que se ubique señala en qué podemos tener algún problema especial.

Su cálculo:

Cuando el SOL esta encima del horizonte en nacimientos Diurnos, y como en la Rueda de la Fortuna, partiendo siempre desde el Ascendente, tenemos:

ASCENDENTE + MARTE - SATURNO.

Es decir, a la longitud eclíptica del Ascendente se le suma la de Marte y se le resta la de Saturno.

Cuando el SOL esté bajo el horizonte, en nacimientos nocturnos será:

ASCENDENTE + SATURNO - MARTE.

Es decir, a la longitud eclíptica del Ascendente se le suma la de Saturno y se le resta la de Marte.

Las posiciones heliocéntricas de ambos planetas generan una nueva ubicación del Infortunio a tener en cuenta, ambas con sus respectivas posiciones tropicales y Siderales.

A partir de la Conjunción entre esos dos planetas y hasta su oposición el Infortunio siempre se ubica por debajo del eje 1-7, desde la Oposición hasta su nueva Conjunción se ubica sobre el eje 1-7.


Particularidades del Infortunio:

El Infortunio es de influencia inversa, favorece con aspectos negativos y perjudica con aspectos armoniosos, si se lo relacionara con una operación matemática sería la multiplicación: - por - = +; - por + = - .

El aspecto de Conjunción, Sextil o Trígono a algún planeta lo complica y genera la virtud opuesta del planeta influenciado.

Si por el contrario hace aspecto negativo, como la Cuadratura o la Oposición, lo ayuda resaltando sus virtudes y le genera anticuerpos pues actúa contra sus enemigos o limitaciones, papel de antídoto.
Por ejemplo: si el Sol natal se ubica en los 29º de Escorpio, la relación con una persona que tiene su Sol en 29º de Leo o Acuario tarde o temprano dicha posición genera períodos prolongados de distanciamiento, esto podrá ser por varios motivos, en una situación límite uno de esos motivos puede transformar a dicha persona en un enemigo declarado.

La ubicación en la carta natal del Infortunio indica que posición perjudicamos si cae sobre un planeta personal o le hace buen aspecto sabremos en que parte de nuestra vida nos boicoteamos, las conjunciones de nuestro Infortunio sobre el Sol de los demás indica que perjuicios consciente o inconscientemente le ocasionamos, y que seguramente venceremos ante una situación competitiva con dicha persona, por lo tanto respecto al ejemplo planteado un Infortunio en los 29º de Leo, que estaría en Cuadratura al Sol Natal es una posición y es un encuadramiento de protección ya que cualquier energía situada en ese sitio sería destruida por el Infortunio.

El Infortunio y los planetas:

Conjunción, sextil y trígono:

a) Sol: perjudica el futuro, la persona, vitalidad, figuras masculinas, el corazón.

b) Luna: perjudica el trabajo, a las figuras femeninas, el pasado.

c) Mercurio: perjudica el estudio, la comunicación, la descendencia, la audición.

d) Venus: Perjuicio económico, afectivo, grosería.

e) Marte: Perjudica emprendimientos, decisión, entusiasmo, anemia.

f) Júpiter: Perjudica la moral, la persona es injusta, hace cosas fuera de las reglas, entre otras es motivo de infidelidad o desobediencia de las Leyes, deficiencia hepática.

g) Saturno: Perjuicio patrimonial, derrumbe financiero, pérdidas materiales, robos, irresponsabilidad, piorrea, calvicie.

h) Urano: Pérdida de la libertad, antipatía.

i) Neptuno: Perjuicio espiritual, falta de creencias o problemas de fe, materialismo.

j) Plutón: Poco poder, falta de manejo y convicciones, complejo de inferioridad, tiroides, problemas glandulares.

k) Lilith o Luna Negra: Soledad sexual, soltería, viudez, problemas ováricos, menstruales, próstata.

Infortunios que complican el nacimiento:

a) Las personas que nacen con Saturno en Conjunción partil (orbe 1º) con Marte, su infortunio está en conjunción con su Ascendente, esto indica que la persona lo que toca lo rompe, en un ejemplo de alguien evolucionado, a menor evolución más peligrosa se convierte su actitud.

b) Si el Ascendente está en Conjunción con Saturno, significa que su infortunio está en Conjunción con su Marte, entre otras cosas lo que es mecánico, motriz se verá periódicamente con dificultades.

c) Si Saturno está en oposición partil con Marte, el infortunio esta en Conjunción con la Casa 7, esto indica que dicha persona es blanco de hostilidades, víctima de perjuicios.

d) Si Saturno está en aspecto hostil con Marte, el Infortunio traslada dicho aspecto al Ascendente, significa que la persona pierde más veces de las que gana, ya que ese infortunio protege al entorno y no al nativo.

e) El Infortunio en Oposición partil al Medio Cielo, el nativo genera perjuicios en la familia, a los integrantes del hogar y al inmueble o patrimonio.

f) El Infortunio en Conjunción partil con el Medio Cielo, indica actitudes o tareas que se desempeñan con malas compañías, sacar provecho de la desgracia ajena.

g) Sí el ascendente se encuentra cerca de los planetas Saturno, Neptuno o Urano la existencia del sujeto se verá alterada por la continuidad de los obstáculos y de las dificultades que le surgirán a lo largo del tiempo. Será una difícil vida para vivir.


El mejor vínculo entre la Rueda de la Fortuna y el Infortunio:

La Rueda de la Fortuna en Quincuncio o Semisextil con el Infortunio, es una de las posiciones favorables a los bienes.

Explicación: Para hacerlo gráficamente entendible vamos a ubicar a la Rueda de la Fortuna en el cero grado de Aries y al Infortunio en el cero grado de Virgo, aquí tenemos un quincuncio en la carta natal de una persona, vamos a darle movimiento por tránsito o dirección a una de ellas, tomemos la Rueda de la Fortuna en el momento que se encuentra en los cero grados de Géminis hace un sextil a su posición natal y una cuadratura a su Infortunio, hay doble defensa y potencialidad en ese momento ayudando las buenas operaciones financieras, porque el sextil por sí solo aporta beneficio, esa Rueda de la Fortuna en los cero grados de Géminis esta defendida por el infortunio haciendo cuadratura desde los cero grados de Virgo destruyendo cualquier competidor o venciendo cualquier dificultad, no se olviden que el Infortunio actúa en forma inversa y lo que toca mi Infortunio lo perjudica, esto se asemeja a dos fichas vinculadas entre sí en una jugada de Ajedrez que defienden desde posiciones estratégicas.

El contacto de la Rueda de la Fortuna en movimiento con alguien que vibre en los cero grados de Cáncer esta generando un riesgo de inversión o perdida financiera ya que hace cuadratura a su propia posición natal, el Infortunio sigue defendiendo pues esta destruyendo a esa persona o situaciones afines a ella ubicadas en los cero grados de virgo, Escorpio, Capricornio, Piscis o Tauro.
Los Aspectos Inarmónicos:


LA CONJUNCIÓN: Indica el final de una etapa y el principio de una nueva, de acuerdo a la naturaleza de los planetas que la compongan. Este aspecto es Unificador, comprometedor. Al ser la Conjunción el aspecto más fuerte, cuando es por tránsito suelen ser bastante efectiva y poderosa.

Posición: planetas a 0º; Orbe normal: 0º-8º; Orbe máx. Sol/Luna: 10º.

Valor numérico: 1. Proceso: descarga. Forma: un punto o tangente.

Significado tradicional: juntándose, unificándose, intensificándose y fortaleciéndose en general.

Significado humanista: el principio de un nuevo ciclo de relación interfuncional. La liberación de una nueva idea o de un nuevo juego de potenciales. Unidad en operación funcional.

Significado cíclico: inicio, unidad. La semilla.

Conjunciones Armónicas o Inarmónicas
Sol
Bien con todos, excepto con Saturno.
Luna
Bien con todos, excepto con Saturno y Marte.
Mercurio
Bien con todos, excepto con Marte.
Venus
Bien con todos, excepto con Saturno.
Marte
Bien con Venus y el Sol; mal con el resto.
Júpiter
Bien con todos, excepto con Marte.
Saturno
Bien con Júpiter y Mercurio; mal con el resto.
Urano
Neptuno
Plutón
Bien con todos, a excepción de Saturno y Marte, pero dependerá bastante de la posición de ambos planetas respecto a ellos.

Una conjunción usual puede ser aplicante o separante. Cuando es aplicante, el planeta rápido se mueve hacia el lento, hacia la conjunción que finaliza el ciclo actual. Mientras que cuando se separa el planeta rápido se aleja del lento y también se aleja de la conjunción empezando un nuevo ciclo de relaciones y empezando el involucionario hemiciclo de aspectos.

Cuando la conjunción es exacta representa la liberación real de una nueva energía o poder, de una nueva posibilidad de desarrollo que los dos planetas representan juntos en un nuevo nivel o en algún nuevo campo, afín de satisfacer las necesidades dejadas incompletas por el ciclo previo, a fin de construir sobre sus logros en una forma progresada.

LA CUADRATURA: Es un aspecto que genera ante todo lucha y esfuerzo, conflictos por la pérdida de un cierto equilibrio y el esfuerzo para conseguir uno superior al perdido. Es un aspecto bastante dinámico. Este aspecto, y los otros dos aquí descritos, son los que mayor incidencia tienen en el mundo material.

Posición: planetas a 90º; Orbe normal: 5º; Orbe máxima Sol/Luna: 7º.

Valor numérico: 4. Proceso: construcción; Forma: tetraedro.

Significado tradicional: "malo", difícil, tensionante, aflictivo y de enseñanza.

Significado humanista: la exteriorización y actualización de las relaciones. El dador de formas concretas. Crisis y la necesidad de tomar una acción tajante. Confrontaciones y sus resultados. Tensión creativa. Poder sólido.

Significado cíclico: la manifestación concreta de relaciones interfuncionales.

Cuadratura creciente: crisis encontrada en el proceso instintivo de la autoexteriorización en la construcción del cuerpo. Establecimiento de bases concretas para la acción y operación. Actividad constructora del ego.

Cuadratura menguante: crisis en el desarrollo de nuevas formas, y la liberación de los contenidos de tales formas. La construcción preliminar de un nuevo cimiente del cual puede empezar un nuevo ciclo de actividad.

Indica: desafío, acción a menudo dinámica, tensión, realización, momento crucial. Acción y decisión son la esencia de toda cuadratura. En las cuadraturas cardinales, la acción es rápida; en las fijas, la acción es lenta y deliberada, y en las mutables, la acción es variable, dependiendo en gran manera de la influencia de otros.

La cuadratura marca una encrucijada especialmente importante en un ciclo. En un nivel, una persona con importantes cuadraturas creciente tiene en varias ocasiones de su vida encontrarse "cuadradamente" la necesidad para una acción tajante que podría resumirse en una palabra "¡Hazlo!". Podemos pensar en ello como una "crisis de acción", requiriendo actos definitivos de auto-aserción capaz de romper el momento de condicionamiento pasado obsoleto. Si los fantasmas del pasado tuvieron que ser enfrentados y al menos tentativamente sobrevivieron en las fases tempranas del proceso, ellos debieron definitivamente haberse desvanecido en la cuadratura. Significa la necesidad de un tipo definitivo de emerger hacia la madurez, donde están involucradas las funciones planetarias envueltas en la cuadratura. Significa la necesidad de tomar una posición, comprometerse y actuar el compromiso.

LA OPOSICIÓN: Es un aspecto que genera divisiones y escisiones: dos fuerzas en lucha evidencian que no es un momento adecuado para las relaciones, ya que indican enfrentamientos con los demás; hay dos fuerzas, dos factores de nuestro ser y entorno, que se ven encontrados.

Posición: planetas a 180º; Orbe normal: 8º; Orbe máxima Sol/Luna: 10º.

Valor numérico: 2. Proceso: concientización; Forma: una línea.

Significado tradicional: "malo", conflicto, tensión, la separación del uno.

Significado humanista: objetificación de la conciencia. La crisis envuelta en al repolarización de la conciencia de uno. Actualización objetiva de los propósitos o la realización de las equivocaciones y desintegración eventual. Confrontaciones resultantes de la externalización de la concientización del consciente propio. La culminación de cualquier experiencia y el enfrentamiento consciente de la existencia y las relaciones.

Significado cíclico: repolarización y la cima de un ciclo.

La oposición indica conocimiento, superación, equilibrio, cooperación, conflicto. Su valor potencial es el desarrollo de la perspectiva y del conocimiento. Muestra factores opuestos en acción que se complementan uno con otro cuando se reconcilian. Una oposición implica reconocer una deficiencia dentro de uno mismo y usar la polaridad de los dos signos para remediarla. El desequilibrio entonces se convierte en equilibrio. La reconciliación de las fuerzas en oposición suele alcanzarse por medio de conocimiento y comprensión.


EL QUINCUCIO: El quincucio indica reajuste, reorganización, falta de perspectiva, tensión.

Posición: planetas a 150º; Orbe normal: 4º; Orbe máxima Sol-Luna: 6º.

Valor numérico: 3:5. Naturaleza: clarificación; Forma: icosaedro.

Significado tradicional: ligeramente difícil, débil.

Significado humanista: la salida de las relaciones a un enfoque más claro. La madurez de las relaciones.

Significado cíclico: sacando la conciencia hacia un estado enfocado.

Quincucio creciente: clarificación del concepto propio del yo.

Quincucio menguante: clarificación del concepto propio de otros.

En este aspecto los signos implicados no tienen relación uno con otro. No comparte la misma cualidad ni el mismo elemento, ni son ambos activos o pasivos. Sin nada en común, es mucho más difícil integrar estas fuerzas, y este aspecto exige muchos reajustes. Exige un cambio de actitud, un cambio de hábitos y la necesidad de ajustarse a las condiciones indicadas por los planetas y las casas en cuestión. La salud y las finanzas suelen hallarse a menudo implicadas de algún modo en este aspecto.


Los Tránsitos Inarmónicos:

Los tránsitos simples o solitarios suceden cuando sobre un punto de la carta se da un sólo tránsito, lo cual normalmente no indica un acontecimiento importante.

Los tránsitos múltiples o complejos se dan cuando dos o más planetas están transitando un punto determinado de la carta y suelen marcar acontecimientos importantes. También consideraremos como tránsitos complejos cuando dos o más puntos de la carta son despertados a la vez por sendos tránsitos.

Aquí normalmente se dan acontecimientos que implican varias áreas de la vida y suelen ser épocas bastante ajetreadas. Los debemos considerar como tránsitos bastante importantes y cuántos más planetas haya implicados, más importantes serán los acontecimientos. Más aún si se forman claras configuraciones entre los planetas transitantes y los natales.

Los Tránsitos Triples: Podemos denominar así a un tránsito que por sus movimientos directos y retrógrados aspecta sucesivamente un punto de la carta; esto es muy común en los planetas lentos, pero también los rápidos suelen hacerlo cuando se ponen retrógrados (de estos el que tiene verdadera efectividad es el tránsito de Marte). Ello normalmente indica varias fases de un mismo problema; en cualquier caso, los tránsitos triples siempre tienen una singular y gran importancia, ya que son solicitaciones sucesivas sobre un mismo punto en el zodíaco. El momento más importante será aquel en que el tránsito reciba varios apoyos de otros planetas, o dicho de otra manera, cuando se formen configuraciones en relación al tránsito de interés.

Si Saturno transita por los primeros grados de un Signo en un año cualquiera y un tránsito por esos grados dura unos meses, y si en determinados días de esos meses, el Sol y Mercurio también transitan por esos mismos grados, se produce una mayor actividad del tránsito de Saturno, ya que el Sol y Mercurio reforzarán su influencia.

El ciclo de Saturno: este planeta hace su primera cuadratura hacia los siete años, llega a la mitad del ciclo a los 14 ó 15 con la oposición, a los 22 años se produce la segunda cuadratura y vuelve hacia su posición natal entre los 28 y 30 años. Asimismo, también podríamos hablar de los ciclos de Júpiter, Neptuno, Urano y Plutón y de cómo marcan ciertas edades críticas que han sido tomadas como tales en diferentes civilizaciones, así como por la actual psicología, ya que los ciclos de estos planetas representan claros procesos psicológicos y biológicos de nuestro crecimiento y desarrollo.

Finalmente es importante observar con especial interés los tránsitos sobre los siguientes puntos, sobre todo si son producidos por Saturno:

-Los tránsitos directos por cualquiera (ASC. MC. DESC. FC.).
-Los tránsitos directos Sol, Luna.
-Los tránsitos al planeta dominante o al regente del Ascendente y Medio Cielo.
-Los tránsitos por los puntos medios Sol/Luna y Ascendente/Medio Cielo.

TRÁNSITOS DE MARTE

Este es el más poderoso tránsito, junto con el Sol, dentro de los planetas rápidos, y sus efectos pueden ser tan importantes como los planetas lentos cuando se pone retrógrado o estacionario. También es el más fuerte detonador y sus efectos e influencias se muestran claramente en relación con la energía, la vitalidad, las decisiones acertadas o no, los impulsos y acciones un tanto imprudentes, momentos de fuerte actividad física y esfuerzos. En los casos más problemáticos puede producir caídas, quemaduras, accidentes y heridas, dolores de cabeza, etc. Es interesante observar sus ciclos en personas que se dedican a los deportes o a actividades fuertes y arriesgadas.


TRÁNSITOS DE SATURNO

Los tránsitos de Saturno tienen fama de ser bastante negativos y de tener una gran importancia. Tal vez sea así debido a que sus efectos son los que más claramente se perciben. Es importante no perderle nunca el rastro en sus tránsitos por la carta natal, ya que normalmente indica las áreas en que más dificultades tendremos para salir adelante, la asunción de serias responsabilidades, las experiencias y etapas limitativas, los retrasos en nuestros proyectos, los fuertes esfuerzos, así como las concreciones, las depresiones y situaciones angustiosas, los fracasos, los choques con la realidad y su asunción -aunque nos cause poco placer - los problemas que se nos hacen pesados, evolución lenta, maduración concentración y fortalecimiento de la personalidad.

Si un tránsito fuerte de Saturno nos coge muy en el aire, con proyectos sin una base y estructura fuertes, nos tirará todo abajo y tendremos que empezar de nuevo, normalmente con un mayor criterio de la realidad. Si nos coge en un momento de mayor madurez y más concretizados, nos fortalecerá. Pero es un planeta que exige para dar; es el antípoda de Júpiter, o sea, indica los períodos retroactivos, y el mejor antídoto contra sus efectos negativos es la interiorización de sus propios valores como es la madurez. En sus efectos más positivos nos da estabilidad, serenidad, responsabilidad y maduración. También se dice que sus efectos son más duros en la primera etapa de la vida, hasta los 27 o 30 años, y a partir de esa edad, tiende a ser un poco más benévolo, siempre que no hayamos dejado cosas pendientes.

Como vimos Saturno es considerado el planeta del tiempo y del karma. El karma es la ley de causa y efecto, y se entiende que Saturno se encarga de enfrentarnos con las consecuencias de nuestros actos. Eso se presenta especialmente a los 29 años, cuando Saturno regresa por tránsito a su posición original, formando una conjunción con el Saturno natal. Es un tiempo de reflexión, cuando miramos atrás y valoramos lo que hemos hecho hasta ese momento para corregir los errores y seguir hacia delante con mayor madurez.


Configuraciones planetarias:


EL STELLIUM: El Stellium es una agrupación de más de 4 planetas, no separados cada uno entre sí por más de 8º; la casa y el signo donde se sitúa adquiere una gran importancia en la carta natal.

Cuando un Stellium es afectado por algún tránsito, involucra a todos los planetas que lo forman.

Las personas que tienen esta configuración en su carta suelen vivir épocas muy tranquilas o épocas muy problemáticas, porque cuando un Stellium es afectado por un tránsito dificultoso, se ven afectadas muchas áreas de la vida del nativo. Por lo tanto un tránsito que en otros casos no hubiera sido relevante, magnifica en este caso su importancia.


LA T CUADRADA: Es la configuración considerada como la más negativa. La T Cuadrada involucra por lo menos a tres planetas: dos en oposición, respectivamente en cuadratura a un tercer planeta; estos tres planetas, normalmente se encuentran dentro de un mismo modo o impulso (Cardinal, Fijo y Común o Mutable), admitiéndose en un orbe no superior a los 10º. Esta es una configuración muy importante, con características muy dinámicas. Cuando un planeta en tránsito despierta un punto de la cuadratura en T, normalmente produce una crisis despertándose una gran energía y fuertes motivaciones que pueden ser, o no, desperdiciadas o mal ejecutadas; este es uno de los peligros que encierra la Cuadratura en T.

El punto más sensible de esta configuración es el planeta angular, esto es, el que se sitúa en cuadratura a la oposición, o sea, el que se sitúa en el punto medio de ésta. Los tránsitos por este planeta, llamado focal o angular de la cuadratura en T, son de suma importancia, así como los tránsitos por el punto opuesto y vacío del ángulo.

Pero el aspecto que, por así decirlo, bate el récord de conflictividad negativa es la CRUZ CÓSMICA, no habitual o corriente, y que se forma por dos T CUADRADAS contrapuestas.


LA CRUZ CÓSMICA: Esta configuración planetaria está formada por lo menos por cuatro planetas, formando cuatro cuadraturas y dos oposiciones en una especie de cruz, generalmente en signos del mismo modo o impulso, admitiéndose un orbe no mayor de 10º.

La cruz cósmica, cuando es afectada por tránsitos importantes, provoca que las personas se sientan empujadas como hacia cuatro direcciones distintas, sobrecargadas por las exigencias de los demás y de ellas mismas, que pueden llevarlos hacia una actitud derrotista o hacia el estancamiento y la inercia. Generalmente despierta momentos bastante críticos y nada fáciles de resolver y hay un sentimiento de encarcelamiento o aprisionamiento por las circunstancias activadas (crucificado por las circunstancias).


EL DEDO DEL DESTINO O YOD: Esta configuración está formada por dos planetas en sextil (60º) y ambos interunidos a un tercer planeta mediante un quincucio (150º), que está situado en el punto medio lejano del sextil (el opuesto al punto medio). El planeta angular o focal es el que está situado en ese punto medio del sextil y es el más sensible de la configuración.

Los tránsitos a esta configuración dan lugar a regeneraciones y ajuste emocionales y mentales. El planeta angular indica que energías deben regenerarse, según su naturaleza, y el signo y la casa ocupados las circunstancias o áreas de la vida donde se da ese cambio, que muchas veces se siente de una forma un tanto predestinada (imposición del destino o Karma).

PLANETA QUEMADO O COMBUSTO: La combustión de un planeta se produce cuando está situado junto al SOL a menos de 8º. En este caso, los efectos de este planeta se manifiestan de forma excesiva y perniciosa, brusca, exagerada y precipitada. Este fenómeno se produce frecuentemente con MERCURIO.

NOTA: Debe también advertirse que un Gran Trígono formado por planetas que se hallen en estado cósmico o terrestre de Exilio o de Caída cumple desde luego su promesa pero con resultados adversos.

Recopilado por Lucas Vidal

.

2 comentarios:

Camilo Perez dijo...

LosRitual del Trabajo son una actividad con actitud mental positiva que juega un rol importante en todo lo que tú quieras realizar por eso yo a menudo practico estos procesos
con mis amigos y allegados.

Camilo Perez dijo...

LosRitual del Trabajo son una actividad con actitud mental positiva que juega un rol importante en todo lo que tú quieras realizar por eso yo a menudo practico estos procesos
con mis amigos y allegados.